Cómo cerrar más acuerdos comerciales en ferias y mercados

La asistencia a ferias o mercados suele ser una forma muy productiva de llegar a nuevos acuerdos beneficiosos para la expansión de la empresa. Sin embargo, es necesaria una buena planificación para que las visitas sean productivas, además de un buen uso de herramientas innovadoras como la firma digital. De esta forma, es mucho más sencillo y rápido cerrar acuerdos comerciales en este tipo de eventos, además de otros beneficios que detallamos en este artículo.

Las ferias especializadas suelen ser un sitio perfecto para ampliar la agenda de contactos y conocer nuevas empresas que pueden aportar valor a la actividad de la compañía propia. Además, al tratarse de lugares con una temática común, es mucho más fácil realizar sinergias y encontrar formas de mejorar nuestro producto o servicio.

Además de ser espacios perfectos para continuar desarrollando y expandiendo nuestra actividad, es imprescindible acudir a estos eventos con una idea y una estrategia bien formadas, no dejarse llevar por lo que podamos encontrar.

Definir una estrategia

Por eso, es importante conocer quiénes son las empresas que van a acudir a dicho certamen, saber a qué se dedican exactamente y averiguar de qué forma puede ayudar a mejorar nuestra compañía.

También hay que definir los objetivos propios: qué buscamos conseguir acudiendo a este evento, en qué áreas necesitamos mejoras, qué producto o servicio necesitamos para enriquecer nuestra actividad, etcétera. Con una hoja de ruta y estas preguntas respondidas, cualquier visita a una feria o mercado especializados será mucho más productiva y beneficiosa para la empresa.

Una vez establecida una buena estrategia sobre la forma en la que abordar el evento, comienza el trabajo in situ en el que conocer las ofertas, negociar los términos de un acuerdo y por último cerrarlo con una firma. Para realizar todo este proceso de una forma mucho más fluida y eficaz, es importante contar con herramientas como la firma digital.

Firmar en cualquier momento y cualquier lugar

Para empezar, soluciones como viafirma documents aportan un elemento esencial en este tipo de eventos: la movilidad. Al no reunirse en un sitio fijo como la oficina, es necesario tener una serie de herramientas que permitan trabajar desde cualquier lugar. De esta forma, cualquier acuerdo al que se llegue entre ambas partes puede terminarse en el mismo momento y lugar gracias a la firma digital.

Esto, además, hace que los viajes a estos eventos sean mucho más cómodos, sin necesidad de cargar con varias carpetas ni de imprimir decenas de papeles que puede que ni siquiera se llegan a utilizar.

Ahorro de costes y mayor seguridad

Por lo tanto, el uso de la firma digital supone un ahorro de costes importante para la empresa, además de una organización más eficiente y una seguridad más fuerte. Los folios son fáciles de extraviarse.

Todos los acuerdos firmados con la firma digital quedan subidos en la nube, por lo que es imposible que se pierdan o eliminen por culpa de un accidente. Además de que el acceso es mucho más fácil y puede hacerse desde cualquier lugar, en el caso de que se necesite recordar algún detalle o repasar algún documento.

A la hora de cerrar estos acuerdos, lo normal es tener una plantilla predefinida con una serie de términos que, en el momento de la negociación, pueden ser modificados para adaptarse a las necesidades del momento.

Este problema puede ser fácilmente solucionable a través de este tipo de soluciones de firma digital. Mientras que de la forma tradicional sería un proceso más difícil que ralentizaría la firma final innecesariamente.

El uso de soluciones de firma digital no sólo aporta todos estos beneficios que ya hemos comentado, sino que también ofrece una imagen moderna y actualizada de la empresa. Este tipo de detalles son importantes ya que ayudan a la forma en la que los demás nos ven y nos perciben y los valores que asocian.

Resulta esencial, especialmente para aquellas empresas que se dedican a actividades relacionadas con la innovación y la tecnología, tener una imagen apropiada para ese sector. Al igual que la vestimenta elegida debe ser apropiada para el evento, las herramientas utilizadas también deben serlo para desprender la sensación deseada.

Validez legal completa

Cabe destacar que la firma digital posee un respaldo legal completo y es igual de válida que la manuscrita, siempre y cuando cumpla una serie de requisitos que recoge la normativa EU 910/2014.

Según esta normativa, para que tenga un valor jurídico, la firma electrónica avanzada debe haberse creado por medios que el firmante posee en exclusividad, ser capaz de identificarlo y detectar cambios posteriores que se hicieran en la firma y estar vinculado con la persona que firma de manera exclusiva.

Las soluciones de Viafirma cumplen todos los requisitos legales necesarios para asegurar legalmente cualquier proceso de firma, ya sea firma electrónica con certificado o firma digitalizada, que suele ser la más práctica para un entorno no controlado como el de las ferias y mercados. En el caso de la firma digitalizada, la solución recoge una serie de datos biométricos, como la velocidad del trazo o los puntos de presión, que junto a otros como la localización se encriptan y se vinculan de manera única para identificar al firmante.

ferias y mercados

Y no sólo se recogen evidencias biométricas. El sellado de tiempo permite conocer si la firma ha sido modificada, ya que todos los cambios quedan registrados y se puede saber si ha habido alguno después de la hora en la que se realizó la firma original. E incluso la geolocalización exacta de la firma. Estas y otras evidencias disponibles (token SMS, token OTP, código email, etc.), aseguran los niveles de autenticidad que exige la normativa europea, la más exigente del mundo actualmente.

En definitiva, la asistencia a ferias y mercados resulta muy beneficiosa para cualquier empresa para llegar a nuevos acuerdos y expandir y mejorar su actividad. Para que este proceso se haga de una forma más rápida y satisfactoria para ambas partes es importante el uso de tecnologías como la firma digital que ayuda a simplificar el proceso de firma una vez se ha llegado a un compromiso.