Tipos de firma electrónica

Según el Reglamento eIDAS existen 3 tipos de firma electrónica atendiendo al nivel de seguridad de cada una:

Aún teniendo distintos niveles de seguridad, los tres tipos de firmas son perfectamente legales. Escoger una u otra dependerá del caso de uso concreto, así como el tipo de documento que se quiera firmar.

Firma electrónica simple

Son los datos electrónicos anexos a otros datos electrónicos, o asociados de manera lógica con ellos, que utiliza el usuario para firmar. Produce efectos legales y es un elemento de prueba admisible ante un tribunal, aunque es posible que tenga que complementarse con otros elementos de prueba.

Firma electrónica avanzada

Es aquella que se encuentra vinculada al firmante de manera única. Permite identificar al firmante. Ha sido creada utilizando datos de creación de la firma electrónica que el firmante puede utilizar, con un alto nivel de confianza, bajo su control exclusivo y está vinculada con los datos firmados por la misma de modo tal que cualquier modificación ulterior de los mismos sea detectable.
Este tipo de firma asegura la identidad del firmante y la integridad de los datos, por lo que ofrece más garantías legales.

Firma electrónica cualificada

Es una firma electrónica avanzada que se crea mediante un dispositivo cualificado de creación de firmas electrónicas y que se basa en un certificado cualificado de firma electrónica. Una firma electrónica cualificada tendrá un efecto jurídico equivalente al de una firma manuscrita.

Si quieres seguir leyendo sobre los tipos de firma electrónica, puedes ampliar información en este artículo de nuestro blog.

¿Te ha sido útil el contenido?

¿Buscas una solución de firma digital para tu empresa?

En Viafirma nos adaptamos al 100% a tus necesidades